Yo sería un hipócrita si como ministro de Dios no reconozco que tengo que luchar con mis propias tentaciones.

- Pastor Esteban