Como número dos, tu debes controlar tu ego y a veces sacrificar determinadas capacidades y talentos.

- Pastor Esteban